Fiscalía de Salto de 1º turno obtuvo la condena de 6 hombres por el copamiento de las Termas del Daymán en abril de 2019

La Fiscalía Departamental de Salto de 1º turno, a cargo del fiscal Augusto Martinicorena -quien trabajó en conjunto con el equipo integrado por las fiscales adscriptas Sara Tafernaberry y Silvia Trinidad-, logró la condena de seis personas con penas de hasta quince años de penitenciaría.

En síntesis, se trata del caso en el que en la madrugada del 22 de abril de 2019 cuatro personas, portando un arma de fuego cada una, coparon el conocido centro turístico "Termas del Daymán" y sustrajeron más de un millón y medio de pesos uruguayos ($ 1.650.552), 420 dólares americanos y 220 pesos argentinos -aproximadamente-, dinero obtenido producto de la recaudación de la venta de entradas de la semana de turismo.

Los 4 autores del copamiento fueron condenados a través de un juicio oral y además se obtuvo la condena de otras dos personas por el delito de encubrimiento mediante proceso abreviado.

Luego de una intensa investigación dirigida por la Fiscalía de 1º turno en la que participaron los encargados y personal a su cargo de la Unidad de Investigaciones, el Departamento de Delitos Complejos, el Departamento de Policía Científica y la Dirección de Información Táctica de la Jefatura de Policía de Salto, se pudo detener, formalizar y finalmente condenar a todos los autores que participaron en los hechos investigados.

Durante el transcurso de la investigación también se pudo probar la participación de uno de los autores del copamiento (R.D.C.) en la comisión de otros delitos violentos en esta ciudad (rapiñas en locales comerciales con arma de fuego).

En efecto, resultaron condenadas todas las personas que fueron oportunamente formalizadas por la Fiscalía -entre ellos dos funcionarios policiales en actividad en la Jefatura de Policía de Salto-, las cuales se detallan a continuación:

I) R.D.C.D.J. por la comisión de un delito de copamiento (rapiña con privación de libertad) agravado, dos delitos de rapiña especialmente agravadas y un delito de tráfico interno de armas de fuego y municiones, en régimen de reiteración real a la pena de quince años de penitenciaría.

II) N.D.D.M.D.J. por la comisión de un delito de copamiento agravado, a la pena de doce años de penitenciaría.

III) M.E.O.M. por la comisión de un delito de copamiento agravado, a la pena de doce años de penitenciaría.

IV) K.A.D.M. por la comisión de un delito de copamiento agravado, a la pena de once años y cuatro meses de penitenciaría.

V) J.A.P.C. por la comisión de un delito de encubrimiento, a la pena de cuatro años de penitenciaría.

VI) S.M.P.M. por la comisión de un delito de encubrimiento, a la pena de tres años de penitenciaría.

Los condenados N.D.D.M.D.J. y M.E.O.M., quienes resultaron ser dos funcionarios policiales en actividad, habían desempeñado funciones en la Unidad de Investigaciones y el Departamento de Policía Científica de la Jefatura de Policía de Salto y contaban con varios años de servicio en la institución policial.

Adicionalmente a las condenas privativas de libertad, se confiscaron dos vehículos automotores, un arma de fuego tipo revólver calibre 38 largo con seis municiones vivas y se recuperó una motocicleta hurtada en Brasil.

La jueza de 8vo turno de Salto Berenis Peinado acogió íntegramente la calificación de la Fiscalía respecto de todos con todas las agravantes genéricas y específicas relevadas y las atenuantes computadas. También acogió íntegramente los guarismos punitivos solicitados respecto de tres de ellos: C., D.M. y O.

Únicamente disminuyó levemente la pena en el caso de D., quien era el único menor relativo, o sea, menor de 21 años a la fecha del hecho. La Fiscalía había solicitado once años y ocho meses y la jueza lo condenó a once años y cuatro meses.


 

GLOSARIO DE TÉRMINOS

Formalización:

Es la comunicación que hace la Fiscalía que de su investigación surgen elementos objetivos de que ha ocurrido un delito (hecho con apariencia delictiva) y de quien sería el autor (imputado) y buscará que se lo declare como tal en el juicio respectivo. Esta comunicación se da bajo ciertas condiciones, es decir, en presencia del Juez y estando la persona imputada acompañada y asesorada por un abogado, esto se da en la llamada “audiencia de formalización”. Esto no quiere decir que la persona sea la culpable, eso se decidirá solamente mediante la sentencia de condena ya sea que se tramite por el juicio abreviado o juicio oral.

Audiencia de Formalización:

Es la instancia que se da ante el Juez donde el Fiscal comunica los hechos y el posible delito por el cual se investiga a la persona que es imputada. Si hay motivos para entender que podrá, fugarse, entorpecer la investigación o ser un riesgo para la víctima o la sociedad el Fiscal podrá solicitarle al Juez que adopte determinadas medidas cautelares. Las mismas pueden ir desde fijar un domicilio determinado, someterse a vigilancia, no concurrir a determinados sitios, entre otras medidas y en última instancia la prisión preventiva.

Prisión Preventiva:

Cuando las otras medidas cautelares no sean suficientes y se entienda que el imputado puede fugarse, entorpecer la investigación o ser un riesgo para la víctima o la sociedad, el Fiscal podrá pedirle al Juez que decrete la prisión preventiva del imputado, quien deberá esperar el juicio en prisión. Esta decisión no refiere directamente a su culpabilidad (lo que será resuelto en el juicio) sino en la posibilidad que de alguna manera realice actos que afecten el normal desarrollo del juicio.

Juicio Abreviado:

Una vez formalizada la investigación por parte de la Fiscalía, puede darse un acuerdo con el imputado y su defensa, para que el juicio se realice mediante esta forma, donde el tiempo y los pasos en la tramitación se simplifican de forma significativa. Se trata de una decisión estratégica del fiscal y la defensa frente al caso, donde de acuerdo al tipo de delito y los antecedentes que se tienen, el imputado acepta los hechos y el contenido de la investigación y en consecuencia, el Fiscal puede disminuir hasta en una tercera parte la pena que habría solicitado en un juicio oral. El imputado se ve favorecido porque ve reducida su pena y el Fiscal porque asegura una condena al imputado. En audiencia el juez escuchará a las partes, se asegurará que el imputado prestó su consentimiento, en forma libre, voluntaria y debidamente asistido y asesorado por su abogado de los alcances del acuerdo. En ese mismo acto, el juez dictará sentencia y el imputado comenzará a cumplir la condena.

Imputado:

Es toda persona a quien la Fiscalía atribuya participación en la comisión de un delito, o que sea indicada como tal ante las autoridades competentes. Esta calidad jurídica puede atribuirse desde el inicio de la indagatoria preliminar de un hecho presuntamente delictivo o durante el desarrollo de los procedimientos y hasta que recaiga sentencia o resolución que signifique conclusión de los mismos.

 

Facebook Twitter YouTube