Fiscalía de Rivera de 2° tumo logró la condena de un adolescente por homicidio

La Fiscalía Departamental de Rivera de 2° tumo, a cargo de la fiscal Alejandra Domínguez, logró el pasado 11 de agosto la condena de un adolescente como autor responsable de una infracción gravísima prevista en la ley penal como delito de homicidio (art. 310 del Código Penal), y en su mérito se le impuso la medida socieducativa de privación de libertad de dos años y seis meses, sin perjuicio de su modificación, sustitución o cese a lo previsto en el art. 94 del C.N.A.
 
El día 17 de enero de 2020 en horas de la noche la víctima P.I. concurrió al domicilio del testigo L.S., a quién le solicitó que lo llevara en su vehículo hasta la ciudad de Tranqueras, ya que tenía que hablar con una persona.
 
Una vez que estuvieron en la ciudad de Tranqueras, la víctima guió al conductor del vehículo hacia una finca situada en el barrio Artigas. Al llegar al lugar la víctima se dirigió en dirección a la vivienda a la que debía acudir. Cuando intentó ingresar al lugar, el entonces adolescente, quién se encontraba allí y portaba un arma de fuego en ese momento, realizó un disparo en dirección a la víctima que impactó en la zona de su abdomen. Posteriormente, la víctima se dirigió al vehículo en el que había llegado al lugar y le solicitó a quien manejaba que lo trasladara al hospital de Tranqueras, lugar en el que falleció.
 
En su informe de autopsia el médico forense indicó que al examen externo el cuerpo del fallecido presentó un orificio de entrada de proyectil de arma de fuego de 1 cm de diámetro aproximadamente sin orificio de salida siendo la causa de muerte.
 
La prueba de los hechos estuvo formada por declaraciones de testigos, técnicos, criminalístico de la Oficina Departamental de Policía Científica de la Jefatura de Policía de Rivera, declaración de funcionarios policiales, certificado del Registro Nacional de Antecedentes Judiciales del Instituto Técnico Forense.

GLOSARIO DE TÉRMINOS

Formalización:

Es la comunicación que hace la Fiscalía que de su investigación surgen elementos objetivos de que ha ocurrido un delito (hecho con apariencia delictiva) y de quien sería el autor (imputado) y buscará que se lo declare como tal en el juicio respectivo. Esta comunicación se da bajo ciertas condiciones, es decir, en presencia del Juez y estando la persona imputada acompañada y asesorada por un abogado, esto se da en la llamada “audiencia de formalización”. Esto no quiere decir que la persona sea la culpable, eso se decidirá solamente mediante la sentencia de condena ya sea que se tramite por el juicio abreviado o juicio oral.

Audiencia de Formalización:

Es la instancia que se da ante el Juez donde el Fiscal comunica los hechos y el posible delito por el cual se investiga a la persona que es imputada. Si hay motivos para entender que podrá, fugarse, entorpecer la investigación o ser un riesgo para la víctima o la sociedad el Fiscal podrá solicitarle al Juez que adopte determinadas medidas cautelares. Las mismas pueden ir desde fijar un domicilio determinado, someterse a vigilancia, no concurrir a determinados sitios, entre otras medidas y en última instancia la prisión preventiva.

Prisión Preventiva:

Cuando las otras medidas cautelares no sean suficientes y se entienda que el imputado puede fugarse, entorpecer la investigación o ser un riesgo para la víctima o la sociedad, el Fiscal podrá pedirle al Juez que decrete la prisión preventiva del imputado, quien deberá esperar el juicio en prisión. Esta decisión no refiere directamente a su culpabilidad (lo que será resuelto en el juicio) sino en la posibilidad que de alguna manera realice actos que afecten el normal desarrollo del juicio.

Juicio Abreviado:

Una vez formalizada la investigación por parte de la Fiscalía, puede darse un acuerdo con el imputado y su defensa, para que el juicio se realice mediante esta forma, donde el tiempo y los pasos en la tramitación se simplifican de forma significativa. Se trata de una decisión estratégica del fiscal y la defensa frente al caso, donde de acuerdo al tipo de delito y los antecedentes que se tienen, el imputado acepta los hechos y el contenido de la investigación y en consecuencia, el Fiscal puede disminuir hasta en una tercera parte la pena que habría solicitado en un juicio oral. El imputado se ve favorecido porque ve reducida su pena y el Fiscal porque asegura una condena al imputado. En audiencia el juez escuchará a las partes, se asegurará que el imputado prestó su consentimiento, en forma libre, voluntaria y debidamente asistido y asesorado por su abogado de los alcances del acuerdo. En ese mismo acto, el juez dictará sentencia y el imputado comenzará a cumplir la condena.

Imputado:

Es toda persona a quien la Fiscalía atribuya participación en la comisión de un delito, o que sea indicada como tal ante las autoridades competentes. Esta calidad jurídica puede atribuirse desde el inicio de la indagatoria preliminar de un hecho presuntamente delictivo o durante el desarrollo de los procedimientos y hasta que recaiga sentencia o resolución que signifique conclusión de los mismos.

Facebook Twitter YouTube